Las nubes aportarían al cambio climático más de lo que se creía (El Mercurio)

583

La composición de agua y hielo determina la cantidad de radiación que las nubes devuelven a la atmósfera; la capacidad de estas estaría disminuyendo.

Por Lorena Guzmán H.

Estimar cuánto aumentará la temperatura del planeta debido a las emisiones contaminantes requiere considerar muchos parámetros, pero el rol de las nubes en ello no se habría cuantificado correctamente, asegura un estudio que publica hoy la revista Science. Su capacidad de enfriar al planeta sería mucho menor.

**Link al paper publicado en Science**

Tanto es así, dice el trabajo liderado por científicos de la Universidad de Yale, en EE.UU., que las predicciones que estiman que la temperatura aumentaría entre 2 y 4,6 ºC se quedan cortas; el real aumento -dicen- podría llegar a entre los 5 y 5,3º C.

Utilizando el satélite CALIOP de la NASA, los científicos estudiaron el tipo de nube de fase mixta, aquellas compuestas por gotas de agua extremadamente frías y pedazos de hielo. La relación entre ambos componentes hace que dichas nubes reflecten más o menos la radiación solar y, por ende, ayuden a moderar el calentamiento global. El problema es que los datos extraídos develan que se habría sobreestimado esa capacidad de enfriar, lo que produciría errores en los modelos que predicen cuánto aumentará la temperatura del planeta.

“Las estimaciones de la capacidad de las nubes de devolver a la atmósfera parte de la radiación del sol tienen muy poco detalle”, explica Roberto Rondanelli, investigador del Centro del Clima y la Resiliencia (CR)2.

Esto se debe, según explica, a que la forma de estudiar dicha capacidad de escudo reflector es muy acotada. “Hoy se utilizan satélites, por lo que se ve solo el exterior de las nubes. Utilizar aviones que las atraviesen y que de esa forma puedan medir su interior sería lo ideal. El problema es su alto costo”, agrega.

Aunque el estudio advierte que la diferencia del aumento de temperatura proyectada varía según el modelo que se utilice para calcularla, lo que sí es cierto es que el rol específico que se les atribuye a las nubes en el calentamiento global no es el correcto.

Los especialistas advierten que es necesario seguir profundizando en este estudio, ya que si los resultados presentados están en lo cierto, todas las medidas que se han tomado para detener el calentamiento global y no sobrepasar los 2ºC de aumento de temperatura no serían suficientes.

Leer en El Mercurio