Universidad de Chile impulsa una economía sustentable tras la crisis sanitaria y adhiere a iniciativa «Reactivación Sostenible» (Noticias U. de Chile)

    170

    El Rector Ennio Vivaldi explicó que la incorporación de nuestra Casa de Estudios a este proyecto busca aportar a dar un nuevo impulso a la lucha contra el cambio climático, y destacó que las Universidades cumplirán un rol central en materia de innovación y sustentabilidad luego de la crisis sanitaria. La iniciativa es impulsada por un grupo de instituciones y organizaciones, así como personalidades, académicos/as y científicos/as de diferentes ámbitos, con el objetivo de establecer como principios centrales de la recuperación económica la construcción de una sociedad más justa, sostenible, inclusiva y resiliente.

    Por Felipe Ramirez

    Con el objetivo de orientar la inversión pública y privada hacia iniciativas que sean a la vez resilientes, inclusivas y sostenibles, en áreas tan variadas como la infraestructura, la calefacción o el desarrollo de la agricultura, un amplio grupo de académicos y expertos ligados al medio ambiente y la economía han convocado a académicos/as, instituciones y organizaciones a sumarse a la iniciativa «Reactivación sostenible».

    Así lo explicó la profesora Valentina Durán, del Centro de Derecho Ambiental de la Facultad de Derecho. «Creemos que no hay ninguna contradicción en plantear medidas de reactivación económica que a la vez signifiquen ganancias desde un punto de vista social y climático. Por eso estimamos que es necesario vincular la agenda económica con la social y la ambiental, y privilegiar una inversión en innovación con estos criterios de sustentabilidad», aseguró.

    En ese marco, el Rector Ennio Vivaldi decidió impulsar la adhesión institucional de la Universidad de Chile a la iniciativa, ya que «creemos que es indispensable coordinar todas las voluntades y esfuerzos posibles para que tras esta emergencia, le demos un renovado impulso a la lucha contra el cambio climático, que es actualmente el mayor riesgo que enfrentamos como humanidad».

    En esta línea, la máxima autoridad de la Casa de Bello destacó que resulta fundamental «que todos los sectores de la sociedad tomemos un compromiso ante este desafío, y sin duda las Universidades tendremos un rol fundamental en materia de innovación, investigación y desarrollo con una mirada de sustentabilidad, inclusión y resiliencia”.

    La profesora Durán recordó que Chile ha adoptado importantes compromisos para enfrentar el cambio climático, entre los que destaca la carbono neutralidad para el año 2050, por lo que las decisiones que se tomen hoy para la reactivación serán cruciales si se quiere alcanzar las metas establecidas, recordando que los costos de la inacción en esta materia serán altos.

    El documento publicado, al que se puede adherir en su página web, apunta a que en el momento en el que se supere la crisis sanitaria, el diseño de las medidas que se implementen para reimpulsar la economía permitan enfrentar las consecuencias del cambio climático «que afecta a personas, medios de subsistencia y ecosistemas en todo el mundo». Esto, considerando además que «los eventos climáticos extremos como aluviones y sequías, cada vez más intensos y frecuentes, impactan desproporcionadamente a las personas más pobres y vulnerables también en nuestro país».

    La profesora Maisa Rojas, de la Facultad de Ciencias Físicas y Matemáticas de la U. de Chile, y del Centro de Ciencia del Clima y la Resiliencia (CR)2, explicó que la preocupación que impulsó la iniciativa es que tras la pandemia «se va a movilizar un flujo de dinero tan grande, que la forma como se inyecten esos recursos va a determinar el desarrollo del mundo en los próximos 10 años, por lo que si no se hace con cuidado se corre el riesgo de hipotecar nuestro futuro».

    Así, la profesora Rojas aseguró que el llamado es a que una vez que termine la pandemia «pensemos en cómo reactivaremos la economía, cómo generaremos empleo, adónde irán las inversiones, pero con una visión que tenga en su centro la mayor crisis global que enfrentamos, que es el cambio climático».

    El documento se gestó entre un grupo diverso de profesionales, con participación de personas e instituciones que representan distintos sectores de la sociedad chilena, y la profesora Durán aseguró que «esta invitación está abierta a todos quienes en Chile crean que es posible y necesario compatibilizar la agenda económica con la social y la ambiental. Esperamos que se sumen todos los sectores ambientalistas, los gremios, las empresas, y también los estudiantes, académicos y funcionarios y funcionarias de la Universidad de Chile».

    Entre quienes han firmado destacan académicas de nuestra institución como Ana Lya Uriarte, quien fue ministra de Medio Ambiente, y Mary Kalin, Premio Nacional de Ciencias Naturales 2010, y también ha contado con el respaldo activo del Rector Ennio Vivaldi, y del conjunto de rectores de las Universidades del Estado.