Burbuja cálida en el mar agudiza sequía en California (La Tercera)

853

(La Tercera, 13 de abril) Anomalía climática apareció en 2013 y elevó la temperatura del mar entre 1°C y 4°C.

Por Carlos González Isla

La sequía en California, EE.UU., ha alcanzado niveles críticos estos últimos cuatro años. Es la peor de su historia, según los expertos, y afecta a sus casi 39 millones de habitantes, población que supera a la de Canadá.

La escasez de precipitaciones ha obligado a las autoridades del Estado a tomar medidas drásticas. A comienzos de mes, el gobernador Jerry Brown, lanzó un plan para reducir en un 25% el consumo de agua, a través de su racionamiento en campos de golf y cementerios, además del reemplazo de césped por uno más tolerante a la sequía.

Según Nicholas Bond, investigador del Instituto Conjunto para el Estudio de la Atmósfera y el Océano de la U. de Washington y la Administración Oceánica y Atmosférica Nacional (NOAA), el fenómeno es generado por una anomalía climática que ha dado paso a la aparición de una burbuja de agua cálida en el océano Pacífico, que explica en parte la permanencia de la sequía.

“El raro patrón de clima causó tanto la burbuja y la falta de precipitación, especialmente durante los dos últimos inviernos”, dice el investigador a La Tercera.

La gran burbuja, ubicada a unos 1.000 kilómetros de la costa, tiene un tamaño aproximado de medio EE.UU y una profundidad de 300 metros. Apareció en 2013, y posee una temperatura entre 1°C y 4°C sobre el promedio histórico para las aguas de este sector del Pacífico. Bond dice que el fenómeno se mantendrá todo este año.

“El agua caliente puede haber empeorado los efectos de la sequía al aumentar la temperatura del aire en California, pero no parece haber directamente impactado la cantidad de precipitación”, plantea el investigador, que publicará sus hallazgos en la revista Geophysical Research Letters.

El chileno René Garreaud, climatólogo y subdirector del Centro de Ciencia del Clima y la Resiliencia (CR2), estima que la magnitud de este fenómeno en el mar podría perfectamente alterar el clima.

“De alguna manera esta burbuja cálida está alterando el régimen de vientos y debilitando el flujo de éstos hacia el continente y eso es lo que se traduce finalmente en la menor precipitación en esa zona”, plantea Garreaud. El investigador precisa que esta burbuja, en el caso de California, ha contribuido a la mantención del fenómeno en el tiempo, pero no el origen de éste y coincide en que es difícil que desaparezca en el corto plazo.

Beverly Hills

Cuando el gobernador Jerry Brown, anunció el plan de reducción lo hizo en Sierra Nevada, una de las principales fuentes de agua de California, hoy prácticamente sin nieve.

El plan está en manos de Felicia Marcus, presidenta de la Junta de Control de Recursos de Agua del Estado.

Marcus habló la semana pasada sobre la desigualdad en el gasto agua en el territorio y la necesidad de imponer recortes proporcionales.

“Que te corten el agua (en casa) es una incomodidad, que corten la que sale por los aspersores de riego no”, sostuvo en respuesta a quienes critican los recortes por el impacto que tendrá en sus jardines.

Pero las reducciones podrían ir más allá de un 25%: Marcus tiene previsto publicar el 17 de abril un borrador del nuevo marco regulador para ejecutar las restricciones y para ello estudia que el barrio de Beverly Hills, donde las mansiones poseen extensas piscinas y jardines, reduzca el consumo de agua en hasta un 35 %.

Leer el artículo en La Tercera