Investigadoras del (CR)2 participaron en seminario internacional organizado por CIGIDEN

366

La actividad invitó a conversar sobre las oportunidades que brinda la investigación en desastres para generar estrategias que mejoren la resiliencia en el país.

Por Michelle Ferrer

Con una convocatoria de investigadores nacionales e internacionales, así como representantes de instituciones estatales, se realizó este miércoles 12 de octubre el Seminario Internacional Chile Resiliente: «Riesgos y oportunidades desde la investigación en desastres», organizado por el Centro Nacional de Investigación para la Gestión Integrada de Desastres Naturales de la Universidad Católica.

Durante la jornada, desarrollada en el Edificio Moneda Bicentenario, se contó con la exposición de investigaciones del CIGIDEN, presentaciones de investigadores internacionales y dos paneles de conversación donde se integró el mundo académico con representantes de gobierno. En todas estas instancias se buscó abordar la importancia de potenciar la resiliencia y la reducción de los riesgos asociados a desastres, fomentando una mirada transversal y multidisciplinaria.

Las investigadoras Laura Gallardo, directora del (CR)2, y Paulina Aldunce, investigadora asociada del Centro, participaron en esta oportunidad en los paneles de conversación organizados para el seminario, respondiendo las preguntas que los asistentes realizaron con respecto al manejo de emergencias.

Durante las mesas se abordaron la ciudadanía conectada en desastres y la gestión de riesgos a nivel regional, por lo que se contó con la participación de Isabelle Braud, de IRSTEA, Jorge Gironás, de CIGIDEN-UC, Allan Lavell, FLACSO, Roberto Moris, Cigiden UC, Andrea Pino, de Cigiden USM, y Víctor Orellana, Subdirector Nacional de la Onemi.

Dentro de algunos de los aspectos que se destacaron en ambos paneles, se encontraron la importancia de avanzar en materia de planificación para enfrentar emergencias, fomentar la utilización de redes sociales como una herramienta positiva para informar a la ciudadanía e incentivar la relación entre el mundo académico y de gobierno para el desarrollo de investigación en las temáticas pertinentes para dar respuesta ante posibles desastres.