Ley Marco de Cambio Climático: Conozca el rol que tendrá la gestión local (Radio Polar)

    116

    Ya son más de 600 las indicaciones que han sido analizadas por la Comisión de Medio Ambiente. En su última sesión abordó la función del Comité Científico Asesor para el Cambio Climático.

    Acuerdos en torno a los objetivos, principios y definiciones; instrumentos de gestión local del cambio climático; la creación del Sistema Nacional de Inventarios de Gases de Efecto Invernadero; planes sectoriales nacionales, regionales y locales; organismos colaboradores; ajustes para la mesa técnica, entre otras muchas materias, ya han sido alcanzados por la Comisión de Medio Ambiente.

    La instancia que preside la senadora, Ximena Órdenes, tiene la tarea de analizar las más de 800 indicaciones que recibió el proyecto de ley, en primer trámite constitucional, que fija una Ley Marco de Cambio Climático y que fue aprobado en general por la Sala (Vea nota relacionada). Desde marzo a la fecha han desarrollado sesiones sistemáticas, dos veces a la semana, en el debate en particular y con la participación del Ministerio del Medio Ambiente y del Centro de Ciencia del Clima y Resiliencia (CR)2.

    El mensaje tiene por objeto crear un marco jurídico que permita hacer frente a los desafíos que presenta el cambio climático, transitar hacia un desarrollo bajo en emisiones de gases de efecto invernadero, hasta alcanzar y mantener la neutralidad de emisiones de los mismos, reducir la vulnerabilidad y aumentar la resiliencia a los efectos adversos del cambio climático y dar cumplimiento a los compromisos internacionales asumidos por el Estado de Chile en la materia.

    EQUIDAD Y JUSTICIA CLIMÁTICA

    Todo lo referido a las disposiciones generales, que incluyen el objeto, principios y definiciones, ya fueron abordados y se agregaron nuevos e importantes principios como el de equidad y justicia climática, el preventivo, de transparencia, territorial, participación ciudadana y un enfoque sistémico. Todas estas incorporaciones “van a iluminar todo el proyecto”, se reconoció durante las sesiones.

    Asimismo, se han ido incorporando definiciones que permitirán conocer el sentido y alcance de las expresiones, entre otras: refugios climáticos, carbono azul, soluciones basadas en la naturaleza, captura y almacenamiento de dióxido de carbono y riesgos vinculados al cambio climático.

    ROL DE LA GESTIÓN LOCAL Y LOS TERRITORIOS

    Con respecto a los instrumentos de gestión del cambio climático se han abordado la meta de mitigación e instrumentos de gestión a nivel nacional, regional y local.

    En los instrumentos de gestión local se aprobó la incorporación de los planes de acción comunal de cambio climático y que significa que las municipalidades, dentro de sus posibilidades, también deberán elaborar planes de acción de cambio climático.

    Del mismo modo ya se han zanjado materias respecto a las normas de emisión de gases de efecto invernadero y los certificados de reducción de emisiones; sin embargo, este último punto aún está pendiente, a la espera de alcanzar consensos.
    Las indicaciones sobre instituciones para el cambio climático también fueron revisadas, consagrando la función del Ministerio del Medio Ambiente; no obstante, aún se debe definir la participación que tendrán otros ministerios, tales como, el de Desarrollo Social y el de la Mujer y Equidad de Género.

    En esta misma línea, algunos parlamentarios han expresado sus aprensiones por “la excesiva participación del Ministerio de Hacienda en los distintos instrumentos”, por lo que se acordó circunscribir su intervención para aquellos instrumentos donde se requiere financiamiento.

    TEMAS PENDIENTES

    Entre las materias por definir se cuentan, entre otras, la relativa a la meta de mitigación y que corresponde a que nuestro país alcance la carbono neutralidad en el año 2050. Al respecto, los legisladores han hecho presente que se está buscar alguna fórmula para ver si es posible el adelantar esa meta.

    Indicaciones sobre el principio de acceso a la información; aspectos sobre el presupuesto regional de gases de efecto invernadero, y si los planes sectoriales de mitigación y adaptación se tendrán que someter a consulta indígena, son puntos que aún deben ser zanjados.

    A esto se suma todo lo relativo a los planes estratégicos de recursos hídricos en cuencas y el tema de los certificados de reducción y absorción de efecto invernadero, que aún deben ser votados.

    Durante la tramitación, los senadores han sido enfáticos en destacar que «debe existir coherencia entre los distintos instrumentos del cambio climático»; mientras que otros han dejado de manifiesto la preocupación por «el retraso que podría tener la plena implementación de la ley, debido a referencia a muchos reglamentos que se tendrán que dictar».

    Leer en Radio Polar.